Quien es más emprendedor el hombre o la mujer

¿Quien es más emprendedor el hombre o la mujer?

Para poder evaluar quien es más emprendedor, si la mujer o el hombre, debemos analizarlo a la luz de las habilidades, la actitud y las oportunidades. Tres factores que unidos pueden inclinar la balanza en uno u otra dirección.

Habilidades del emprendedor:

El sueldo - es un factor de género

¿El sueldo, es un factor de género?


Debe ser una persona integral en conocimiento, porque deberá asumir la responsabilidad de participar en todo tipo de actividades, le gusten más o menos.

Persona carismática en su liderazgo, capaz de que le sigan y con poder a motivar, capacidad de convocatoria y mucha credibilidad.

Estratega, planificador, organizado y orientado a los resultados, que serán los que le darán el triunfo y la motivación o ara seguir adelante.

Apasionado, servicial, entregado a su trabajo y a los clientes, quienes deberán ser su foco y objetivo.

Manejo de excelentes relaciones con las personas, para poder trabajar en equipo, vender ideas a los socios, negociar con proveedores y servir a los clientes.

Actitud del emprendedor exitoso:

Con deseo de emprender, hacer cosas, venderlas a los demás, inquieto con las ideas y dispuesto a arriesgar por conseguir su sueño.

Mucha capacidad de superación y de salir a ante ante las adversidades, las cuales no lo derrotaran sino que le darán más ímpetu y energía.

Optimista y positivo a toda prueba, para irradiar a su entorno miles de emociones y mucha energía, para que le crean, participen, se haga visible y se incentiven a comprarle.

Actitud de servicio que nace desde su interior de manera natural y espontánea.

 Acceso a oportunidades para ser emprendedor:

Tener el tiempo disponible para poder dedicarse a emprender, que es una actividad que le ocupará muchos recursos y dedicación.

Visualizar oportunidades, gran capacidad de observación, y una intuición superior para olfatear los campos de acción atractivos para emprender.

Tener recursos para poder invertir en ideas que al comienzo serán embriones en gestación.

Tener facilidad de expresión para vender y convocar amigos y un equipo de trabajo cohesionado.

De acuerdo con estos tres aspectos, habilidades, actitud y oportunidades para ser emprendedor, las mujeres vienen ganando terreno respecto de los hombres, ya que cuentan con una inteligencia emocional más desarrollada, mayor impulso al riesgo y la acción, muy organizada y responsable, optimista a toda prueba.

 

Claro está, cada país y cultura podrá aumentar o disminuir los énfasis y aptitudes para emprender, ya que un entorno favorable los incentivarán, mientras que uno desfavorable los restringirán. Cuando hablamos de entornos favorables nos referimos a que el emprendedor no tenga angustia en el corto plazo por conseguir el dinero, el gobierno promueva y facilite la consecución de recursos para los emprendimientos, exista un buen nivel de capacitación y desarrollo de la creatividad, exista un mercado receptivo y con capacidad de compra de los productos que se vayan a ofrecer.

 

¿Quien es más emprendedor el hombre o la mujer? El hombre lo ha sido históricamente porque ha sido el delegado de llevar las riendas del negocio, pero este paradigma viene cambiando fuertemente, con la formación de las mujeres y la aplicación de sus inmensas cualidades. Lo importante no es discutir por las diferencias de sexo, las cuales cada vez se vuelven imperceptibles, sino porque todos sin excepción y desde niños e incluso en la edad de pensionados, deben asumir con decisión que el emprendimiento es la mejor opción y tal vez la única de seguir creciendo.