Profesiones con futuro para licenciados en ingeniería


Las oportunidades de carrera para los ingenieros son muchas y variadas. Aunque la mayoría de los ingenieros optan, al menos inicialmente, por trabajar en un área estrechamente relacionada con su título primario, muchos se ramifican en otras áreas como tecnologías de la información, administración y dirección de empresas, y otros campos relacionados con sectores en auge como el marketing, las telecomunicaciones o el diseño de sistemas de electrónica.

 

Estudiar una ingeniería es una de las carreras con mayor demanda en la actualidad, se calcula que sólo el 0,2 por ciento de los recién licenciados para el año 2018, no lograba conseguir un empleo en los primeros meses tras su certificación.

Esto se debe a la naturaleza amplia de un título de ingeniería, que proporciona a los licenciados habilidades tales como aritmética, resolución de problemas e informática, que son esenciales para muchos empleadores.

 

Por otro lado, los ingenieros en sistemas, telecomunicaciones y electrónicos, pueden optar por convertirse en profesionales de diseño de PCB (sistemas de circuitos electrónicos). Para esto existen sitios webs que contienen información relacionada sobre el software con el que se trabajará, y con su respectiva capacitación.

Todo lo anterior es subjetivo, puesto que si un ingeniero en sistemas desea trabajar con mantenimiento de equipos refrigerantes, también puede educarse en esa área. Cada persona se debe especializar según sus gustos y preferencias, pero es importante atender a las sugerentes tendencias sobre este tipo de ingenierías que están al alza en la actualidad, como la Ingeniería Eléctrica y Electrónica.

Profesiones con futuro para licenciados en ingeniería
Profesiones con futuro para licenciados en ingeniería

¿Qué ofrece la Ingeniería Eléctrica y Electrónica a los licenciados?

Un licenciado en Ingeniería Eléctrica y Electrónica habrá generado la capacidad para desarrollar algunas de las siguientes responsabilidades:

  • Integrar el conocimiento, las habilidades y la comprensión de principios científicos y matemáticos, y las metodologías que permiten a un ingeniero licenciado, lograr soluciones a problemas reales.
  • Comprender los principios de ingeniería y aplicarlos para analizar los procesos clave en ingeniería.
  • Comprender y aplicar un enfoque de sistemas a los problemas de ingeniería.
  • Investigar y definir un problema e identificar las limitaciones, incluyendo la salud y la seguridad, y cuestiones de evaluación de riesgos.
  • Programar y ajustar cada etapa de un proyecto para cumplir con los objetivos de tiempo y presupuesto.
  • Identificar y gestionar los factores de coste.
  • Comprender las necesidades de los clientes y usuarios, y la importancia de consideraciones tales como la estética.
  • Utilizar la creatividad para establecer soluciones innovadoras.
  • Asegurar la idoneidad del propósito para todos los aspectos del producto, incluyendo la producción y la operación, mantenimiento y eliminación del mismo, en caso necesario.
  • Gestionar el proceso de diseño y evaluar los resultados.

 

¿Quién emplea a los graduados en Ingeniería Eléctrica y Electrónica?

Un título en Ingeniería Eléctrica y Electrónica prepara a un licenciado para trabajar en una amplia gama de sectores de ingeniería, incluyendo el aeroespacial, automoción, energía, tecnologías de la información y telecomunicaciones. Los ingenieros eléctricos y electrónicos trabajan en una amplia gama de sectores industriales.

  • Empresas de transporte, incluidas las redes viarias y ferroviarias.
  • Empresas de fabricación y de producción industrial para una amplia gama de productos.
  • En la industria de la construcción y de los servicios de construcción.
  • Empresas de ingeniería y consultoría especializadas.
  • Empresas de telecomunicaciones.
  • La industria petroquímica, en sus áreas de producción y distribución.
  • La industria eléctrica y electrónica, incluida la robótica, la tecnología digital, las telecomunicaciones del automóvil y la electrónica de consultoría y fabricantes de equipos electrónicos.
  • Otras industrias de ingeniería, como la aeroespacial, energética, química y marina.
  • Organizaciones no eléctricas, por ejemplo, ayudando a implantar y mantener sistemas informáticos, telecomunicaciones y otros servicios técnicos.
  • Empresas de software y servicios.
  • Empresas de servicios públicos.
  • Laboratorios de investigación y desarrollo industrial, tanto académicos como comerciales.
  • El sector público, incluidos la administración pública, las autoridades locales, los hospitales y las instituciones educativas.

 

En definitiva, hoy en día, adquirir una formación académica basada en titulaciones referentes a la electrónica, abren una gran cantidad de posibilidades en el ámbito profesional, dado que existe una gran demanda de vacantes en todos los sectores debido al auge de la tecnología aplicada a todos los ámbitos de la vida en general.