¿Por qué se considera un buen candidato para este cargo?

 ¿Por qué se considera un buen candidato para este cargo?
Cómo responder en la entrevista de selección


Dentro de las preguntas frecuentes en una entrevista de trabajo nos encontramos con una que a veces nos genera mucho nervio al responder y es directamente el hablar de uno mismo y comunicar los motivos del por qué nos deben contratar a nosotros. Ser distinto al resto será el motivo principal de una contratación exitosa. Si te quieres enterar cómo expresarte bien ante esta interrogante, lee a continuación.

Una forma distinta de plantear esta pregunta de forma más directa y abrupta es: ¿Por qué deberíamos contratarte?
Al escuchar esto se nos pueden venir a la mente ideas erróneas; como creer que nos están preguntando sobre nuestras aptitudes como personas (y no como profesional). Esto es un error porque lo que el entrevistador quiere saber son tus capacidades netamente dirigidas al trabajo en sí. Es decir, ¿Por qué eres tú el indicado para el trabajo y por qué otro no? ¿Qué te hace especial a ti para trabajar en la compañía? ¿Qué tienes para ofrecer que te haga imprescindible?

Esa es la orientación que debe tomar tu respuesta; esto te lo puedes preguntar y resolver antes de la entrevista laboral, porque en el fondo te dirá si estás realmente capacitado para hacer el trabajo o quizás debas buscar otro empleo que se ajuste más a tus habilidades profesionales.
Si logras resolver las dudas significa que estás listo para ir a la entrevista y responder esta pregunta de buena forma.

Un buen candidato para el cargo

Un buen candidato para el cargo

Ahora bien, el propósito de esta interrogante es conocer cómo el trabajador alineó sus objetivos con los de la empresa, y como la eventual contratación traerá beneficios tanto para el candidato como para la empresa.
Cuando estás respondiendo recuerda que necesitas poner tu foco en el trabajo mismo y no comentar habilidades que tengas para otras áreas. No está mal hablar de tus habilidades personales, pero en esta pregunta exacta tus capacidades, habilidades y conocimientos deben ser expresados netamente en función al trabajo por hacer.

Si estás postulando a un cargo de gerencia tú respuesta podría ir enfocada en cuáles serán tus herramientas de organización, liderazgo, control de la empresa, etcétera. No sería apropiado decir que sabes dibujar bien o que en tienes experiencia, por ejemplo, en atención al cliente.

Una forma de lograr que las respuestas suenen mejor es fundamentarlas. Por ejemplo, si el trabajo requiere tener experiencia en marketing, coméntales cuales fueron tus experiencias en el área. Un buen método es empezar con tus trabajos más pequeños y terminar en los proyectos más grandes que hayas realizado para que así se den cuenta que tienes capacidad de superación y de crecimiento laboral.

En ocasiones ayuda tener conocimiento de la cultura de la empresa junto con su misión y visión. Así puedes alinear los objetivos tuyos y de la empresa de forma efectiva. Quizás puedas encontrar factores distintivos de parte tuya que no te hayas dado cuenta aún y que complementen las necesidades de la empresa.

Vale destacar que aunque estés muy preparado y encuentres la respuesta perfecta no debes generar comentarios de grandeza propia, como: “Creo que soy la mejor opción porque soy excelente trabajador y siempre he sido el mejor entre mis compañeros”.
Lo deseado es que un postulante mientras se refiera de su capacidad para hacer bien el trabajo no se sienta con una ventaja al resto o se muestre soberbio y extremadamente seguro.

Es importante responder esta pregunta espontáneamente y que se note que no has practicado y preparado la respuesta al punto que se note como si la supieses de memoria.
Utiliza tu experiencia académica y laboral para complementar la respuesta y no temas a mostrar lo mejor de ti como profesional. Es el momento para decir “Yo soy a quién ustedes buscan” y para decir esto debes decir absolutamente todo lo que eres y lo que harás por la compañía al obtener el cargo.
Si tuviste una mala entrevista esta puede ser la oportunidad para revertir la situación y si tuviste una buena entrevista esto puede ser el momento decisivo para realizar la contratación, así que toma todo lo que tengas para ofrecer y simplemente arrójalo verbalmente de la mejor forma posible.

 

Imagen por cortesía de 89studio / freedigitalphotos.net