Estar preparado es esencial para la entrevista

Estar preparado es esencial para la entrevista


Llega la hora de la entrevista; el estrés, miedo y la ansiedad se apoderan de ti ¿Qué hacer? ¿Cómo obtener éxito? Una simple palabra puede resolver tus dudas y esta es: preparación.



Puede que muchos te digan siempre que debes prepararte para ir a una entrevista de trabajo y puede que suene sencillo; pero lo cierto es que el trabajo de preparación es arduo y debe ser tomado con toda la seriedad que requiere ¿Por qué? Porque es el factor principal que te llevará a obtener una buena entrevista y el futuro éxito laboral que tanto deseas.

Se piensa constantemente que la preparación es equivalente a practicar. Practicar es importante, pero es solamente una parte de lo que es la preparación. Entonces te preguntarás ¿Qué es preparación? La preparación es el procedimiento necesario que se requiere para sentirse seguro y capaz de realizar una tarea específica. En este caso, la tarea es la entrevista y es certero decir que el procedimiento cuenta de 3 partes fundamentales:

  • Evaluación Personal: Pregúntate ¿En qué estoy fallando y necesito mejorar?
  • Medidas a Tomar: Pregúntate ¿Qué acciones realizaré para mejorar?
  • Practicar: Repite las acciones cuantas veces sean necesarias hasta manejar el problema expertamente.

La preparación no sólo debe ser física (en cuanto a entrenar movimientos y formas de expresarse), sino que también debe ser mental.
El poder mental es más importante que cualquier otra cosa que puedas hacer, es por esto que debes enfocarte y aclarar tus propósitos y metas para conseguir la concentración adecuada que llevará a mejorar tu preparación física. Verás que si logras tener una mente clara, el entrenamiento físico te resultará mucho más fácil y cómodo.

Cómo enfrentar con éxito una entrevista de trabajo

Cómo enfrentar con éxito una entrevista de trabajo

Existen algunas personas que tienen la facilidad para expresarse verbal y corporalmente en cualquier situación y a veces creen que por tenerla están exentos de prepararse; esto no es así. Tenemos que entender que cualquier sea nuestra personalidad, siempre vamos a flaquear en algunas cosas y si nos preparamos adecuadamente vamos a obtener resultados mejores que los que hubiésemos obtenido sin preparación alguna.

En ocasiones no resulta tan fácil preparase por cuenta propia, quizás las personas alrededor de una persona no son de ayuda y puede ser difícil darse cuenta de los errores que se cometen por sí mismo. Si este es tu caso puedes asesorarte con entrenadores especializados en el área de entrevistas laborales que pueden ayudar bastante.
Lo importante es aceptar que la preparación es esencial y que con ella llegaremos mucho más lejos; por consiguiente debemos obtenerla como sea.



Cuando te preparas notarás que la entrevista resultará cómoda, natural y sencilla, esto además de brindarte beneficios personales aumentará las posibilidades de conseguir el trabajo debido a que el entrevistador tomará en consideración estas características que son tan deseadas en un postulante.

Es cierto que una entrevista puede resultar muchas veces aterradora, pero recuerda que todo el mundo debe pasar por lo mismo en un momento u otro. La buena noticia es que tú a diferencia de muchos sabes lo que debes hacer antes de presentarse a una entrevista y puedes confiar que prepararte te aliviará mucho la carga y presión que pudiste haber sentido en algún momento. Hablarás mejor, contestarás mejor, tus movimientos serán fluidos y apropiados, tu presentación personal será adecuada y las posibilidades de tu contratación serán altísimas en comparación a lo que hubiesen sido si no te hubieses preparado.
Lo más importante, sin duda alguna es que tú te sentirás contento y satisfecho por haber logrado lo que te propusiste con resultados positivos.
¡A prepararse!